Cancel Preloader

Hay evidencia de que variante británica de COVID-19 apunta a mayor mortalidad, dice Boris Johnson

 Hay evidencia de que variante británica de COVID-19 apunta a mayor mortalidad, dice Boris Johnson

El primer ministro británico anuncia que las “primeras evidencias científicas” apuntan en esta dirección, además de confirmar su alta capacidad de transmisión.

La mayor capacidad de transmisión de la variante británica del coronavirus activó las alarmas de las autoridades sanitarias de todo el mundo. Su aparición ya ha sido detectada en varias decenas de países y las últimas evidencias científicas sobre sus características han arrojado datos que incrementan la preocupación.

Investigaciones científicas recientes han revelado que esta nueva cepa del virus “está asociada a un mayor nivel de mortalidad”, según ha comunicado este viernes el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson. En concreto, ha revelado que es un 30% más mortal que la cepa original. Este hecho se une a una capacidad contagiosa que supera a la de la cepa conocida anteriormente.

Johnson se ha referido a las “primera evidencias científicas” sobre la variante británica para realizar este anuncio. Asimismo, ha asegurado que ésta es la responsable de que el sistema público de salud británico (NHS) está “sometido a una mayor presión”.

“Hemos sido informados hoy de que, además de expandirse más rápidamente, ahora parece también que hay algunas evidencias de que la nueva variante, identificada en Londres y el sureste, podría estar asociada a un mayor nivel de mortalidad”, afirmó Johnson en una comparecencia ante los medios de comunicación. En ella,

Las vacunas siguen siendo eficaces
No obstante, el primer ministro británico señaló que las vacunas actualmente existentes son eficaces ante esta nueva versión del coronavirus. “Todas las evidencias que tenemos muestras que las actuales vacunas siguen siendo efectivas contra el antiguo coronavirus y también contra la nueva variante”, reveló.

En la misma comparecencia, el principal asesor científico del Gobierno, Patrick Vallance, apuntó que la variante británica es entre un 30% y un 70% más contagiosa que la original, aunque aún se desconocen los motivos. Además, el científico aseguró que hay pruebas de que esta variante entraña un mayor riesgo de muerte que la original, aunque matizó que las “evidencias todavía no son fuertes”, como recoge la agencia EFE.

Fuente: as.com

Noticias relacionadas