Cancel Preloader

Movimiento comunal envía dura carta al presidente Duque

 Movimiento comunal envía dura carta al presidente Duque

Unilda Díaz, su esposo e hija, brutalmente asesinados en zona rurral de Tierralta. Era líder de sustitución de cultivos.

Exigen respuestas del gobierno frente a los asesinatos de líderes comunitarios y sociales en Colombia.

El observatorio nacional comunal y el Movimiento Nacional Comunal Alternativo, hicieron pública una carta abierta al presidente de la república Iván Duque, donde, en forma enérgica, reclaman una reacción del gobierno y del estado en su conjunto, frente al sistemático asesinato de líderes de organizaciones comunitarias y sociales y a lo largo y ancho del país.

El documento, que contiene un fuerte reclamo al jefe de estado, abre con la referencia: “No más omisión del Gobierno ante la violencia indiscriminada y grave situación de asesinatos contra líderes comunales y sociales” y continúa: “Son seis dignatarios comunales asesinados en Colombia durante los últimos quince días; ocho  durante el presente mes; 59 durante el presente año, más de ciento sesenta durante su Gobierno además de otros centenares de dirigentes de otras organizaciones sociales y defensores de derechos humanos  y otras afectaciones contra la vida como masacres, desplazamientos, segregación y amenazas y la respuesta de Usted Señor Presidente, de su Ministro de Defensa y de su Gobierno, siempre la misma,  omisiva e irresponsable, descargando la culpa sobre grupos armados irregulares desviando sus propias culpas como Estado y como Gobierno, sin atender en lo mínimo nuestras propuestas“.

La carta, que revela la angustia y la impotencia de las organizaciones comunales para enfrentar la escalada criminal en su contra, plantea serios cuestionamientos a la política de seguridad del gobierno Duque y a la absoluta falta de disposición para el diálogo y para escuhar las voces de las bases sociales. La misiva, también se refiere a la política antidrogas del gobierno, especialmente en lo que tiene que ver con los programas de sustitución de cultivos y erradicación de la hoja de coca.

En primer lugar Señor Presidente, nuestras organizaciones comunales, sociales y de defensores no tenemos ninguna posibilidad legal ni real para reclamar a los grupos irregulares, es a Usted y a su Gobierno a quien debemos exigir sus responsabilidades“.

En segundo lugar, el mayor incremento de asesinatos, amenazas y desplazamientos durante los últimos tres años, contra nuestros comunales pareciera ser por su compromiso con la sustitución de cultivos de uso ilícito, ante el incumplimiento de su Gobierno e históricamente del Estado Colombiano con los compromisos de sustitución y de apoyo a las comunidades, los líderes pierden confianza con sus bases y quedan a disposición de grupos irregulares. Siendo que diferentes instancias nacionales e internacionales y de la ciencia y la academia reiteran que la mejor estrategia de eliminación de estos cultivos es negociando y cumpliéndole a los campesinos; que es la estrategia más económica y eficiente pues según Naciones Unidas cuando por esta vía concertada con los campesinos y comunales, al año siguiente no se resiembra ni el uno por ciento pero cuando se expulsa al campesino a la fuerza y/o se fumiga con químicos la resiembra al año siguiente es superior al cuarenta por ciento; no entendemos por qué el Gobierno insiste en expulsar a la fuerza a los trabajadores de sus territorios, con lo que está alimentando la guerra, pues al parecer una mitad se interna selvas a dentro y se arma o  establece alianza con grupos irregulares y la otra se viene a las ciudades a engrosar la economía informal.  Es con esta estrategia absurda del Gobierno y del Estado como están intencrementando aceleradamente la guerra, la desintegración territorial y el asesinato contra nuestros dirigentes, señor Presidente, esa realidad la sabemos muy bien y la sabe el mundo y no pretendan seguirla ocultando”.

Conimnan al gobierno a poner la cara y responder por esta situación, por los asesinatos y por los desplazamientos que se vienen registrando.

Por eso quien debe responder ante estos homicidios y ante la violencia   es el Estado Colombiano y su Gobierno por sus políticas equivocadas quienes no han querido entender que su real aliado en estas soluciones, si es que en realidad es su intención,  son los comunales campesinos, los ciudadanos y sus organizaciones atendiendo con respeto y acatando sus propuestas”.

En tercer lugar señor presidente el desplazamiento del campo a las zonas urbanas sigue incrementando la informalidad a ritmos insospechados, ya pasando del setenta por ciento de la población  y hoy la principal causa de amenazas y afectaciones contra nuestros dirigentes es por que protegen el territorio de bandas ilegales, pero Usted ni su Gobierno están destinando ni un programa ni un peso de los presupuestos del Estado para apoyar a la economía barrial, popular e informal para que no caída en manos de esos dineros ilegales o llamados gota o gota. Esta es otra de sus grandes culpas y responsabilidades”.

La carta concluye con una invitación para que se avance hacia un proceso de reconstrucción a partir de los grandes intereses de la población: “Es urgente Señor Presidente avanzar hacia un proceso de reconstrucción a partir de las grandes intereses presentes y futuros de toda la población para lo cual de seguro cuenta en lo fundamental con nuestras organizaciones y con la ciudadanía; no a la omisión ni a la indiferente ante tan urgente requerimiento histórico, en momentos cuando el País se sigue desintegrando económica, social y territorialmente ante la irresponsabilidad de los gobernantes“.

El documento, recoge los nombres de los dirigentes comunales asesinados recientemente, dentro de los cuales se mencionan a: Edgar Hernández, presidente de la Junta Comunal la Independencia en el municipio de Caicedo, Putumayo; hechos ocurridos el lunes 23 de Noviembre. 21 de noviembre, Libio Chililo, fiscal junta comunal en Argelia; 13 de Noviembre, Unilda Dìaz, presidenta junta comunal los Llanos del Tigre y defensora de sustitución.Tomas Correa esposo y Luis Fernanda Correa, hija. Hechos ocurridos en Tierralta Cordoba; 4 de Noviembre 2020, GONZALO HINCAPIE. Presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda La Cristalina, en el municipio de El Peñol. Noviembre 2 2020; Claudia Grisales, Fiscal de la Junta de Acción Comunal del barrio Nuevo Armenia Primera Etapa, en Armenia (Quindío)

Noticias relacionadas